Arqueoturismo en Kom-Ombo

Julio 2.008

Templo de Kom-Ombo

Se trata de un templo muy original, ya que es un templo doble, completamente simétrico en todas sus estructuras: entrada, sala hipóstila, vestíbulo, capillas auxiliares y santuario. El templo que está situado a la derecha está consagrado al dios cocodrilo Sobek, y el que está a la izquierda esta dedicado a Haroeris, un denominación antigua del dios Horus.

El templo está muy destruido, pero quedan elocuentes restos, sobre todo de la sala hipóstila, y de algunas dependencias que parecen casi recien pintadas, como una en la que aparece en el techo el buitre, representación muy usual en casi todos los templos, que es el protector del Alto Egipto.

En una de las dependencias se encuentra un altorelieve que narra la forma en que los antiguos egipcios contaban los días y las semanas de sus meses.

El doble templo está rodeado de un deambulatorio desde el que hay interesantes vistas de ls salas hipóstilas y del que quiero destacar un relieve en el que aparece un enfermo adorando al dios de la medicina Imhotep, constructor deificado de la pirámide escalonada de Dyesert en Saqqara. En este relieve, entre el enfermo y el dios aparece una mesa con numeroso y reconocible material médico de la época.



Pulsa cualquier imagen para acceder a la galería fotográfica.