Arqueoturismo en Santillana del Mar

Febrero 2.000

Pinturas rupestres en cueva.

En esta localidad se encuentra la Cueva de Altamira. Se trata de una cueva que se puede recorrer durante 200m. y que acaba en una zona conocida como cola de caballo que no se enseña a los visitantes. Es una cueva original en cuanto a su estructura, muy amplia con techos planos y altos, por ello han sido construidos algunos soportes para evitar su hundimiento.

Durante toda su longitud existen numerosos grabados naturalistas. Sin embargo, como es conocido, la parte más sobresaliente, es una sala situada a 30m. de distancia de la entrada que contiene en sus techos la más increíble y perfecta muestra de grabados y pinturas que el hombre del Paleolítico Superior nos ha legado.

Las representaciones datan de tres períodos, el Auriñaciense, el Solutrense y el Magdaleniense, superponiéndose unas a otras. Hay grabados, pinturas bosquejadas en negro y otras en negro y ocre.

La conservación del rebaño de bisontes, el jabalí y la cierva de la sala hacen que la visita a la cueva sea espectacular. Sin embargo la visita tiene una lista de espera de tres años y medio en el momento que la hicimos, para ello hay que escribir una carta o enviar un fax a la siguiente dirección: Centro de Investigaciones Altamira. Santillana del Mar. 39350 (Cantabria). Tfno: 942-81.8005.