Arqueoturismo en el Castro de El Raso

Mayo de 2.009

Castro vetón de El Raso.

En las cercanías de la pedanía de El Raso en el municipio de Candeleda. Está indicado.

El castro vetón ocupa una extensión de, aproximadamente 20 hectáreas, y se encuentra dividido en tres recintos amurallados. El lugar en el que se emplaza ocupa una posición fácilmente defendible excepto en la zona Este en la que la muralla se reforzó con un bastión llamado "El Castillo" y en la parte más alta un edificio exento conocido como "El Castillejo". Estuvo ocupado entre los siglos III y I a.C. momento en el que los romanos conminaron a la población de los castros a que abandonaran sus asentamientos y se estableciesen en los valles o en las llanuras.

El perímetro estaba rodeado casi en su totalidad por una muralla de casi 2km. reforzada regularmente por torres de refuerzo y por un foso. La distribución de las calles y las viviendas es bastante irregular adaptándose a la orografía del lugar en el que se encontraba y sin seguir una planificación previa.

Las casas en general se agrupan en algunos casos de forma bastante desordenada y, aunque las hay de diferente tipología cabe destacar algunos elementos que comparten como la existencia de una corral donde guardarían el ganado más pequeño, de bancos corridos en la entrada y en la habitación donde se encontraba el hogar. Algunas construcciones tienen un marcado carácter helenístico como se puede observar en las imágenes con dependencias bastante rectangulares, amplios bancos corridos en diferentes dependencias e importantes hogares en su interior.

En los sectores B y C del poblado sin embargo existe una cierta planificación del asentamiento con la presencia de casas bastante grandes y con la tipología helenística que he comentado en el apartado anterior.