Arqueoturismo en Lugo

Agosto 2.000

Muralla romana. Apodyterium de las termas.

El lugar que ocupa la ciudad fue ocupado por pueblos de la Edad del Hierro, pero conoció su mayor esplendor bajo el dominio romano como cruce de algunas de las vías que atravesaban la Gallaecia. En esta época Lugo recibió el nombre de Lucus Augusti. La ciudad alcanzó cierta importancia como demuestran algunos hallazgos arqueológicos que documentan la existencia de un foro, un templo y un acueducto.

Al final del Alto Imperio, ante las incertidumbres y peligros que caracterizaron esa época, la ciudad se protege con una impresionante muralla que ha llegado hasta nuestros días en muy buen estado de conservación. El grosor y la longitud de más de dos kilómetros nos permiten adivinar lo imponente de estas fortificaciones que aún permiten recorrer el perímetro de la ciudad vieja en su totalidad.

En el balneario de Lugo, al lado del río, permiten visitar el apodyterium de un edifico termal de época romana que se levantaba en el lugar.



Pulsa cualquier imagen para acceder a la galería fotográfica.